Tengo miedo a los termoplásticos y no me atrevo a usarlos

 

Este fin de semana hemos impartido un curso de Sombrerería Creativa porque cada vez os interesa más el termoplástico y sus posibles aplicaciones a la sombrerería. Y es precisamente en estos cursos donde me hacéis muchísimas preguntas ya que os asaltan muchas dudas a la hora de empezar a trabajarlo cuando lleguéis a casa con las nuevas técnicas aprendidas:

¿Qué puedo hacer yo con el termoplástico?

¿Puedo hacer bases?

¿Se puede forrar de tela?

¿Seré capaz de sacarle partido cuando no tenga tu ayuda?

Por nombrar algunas de las dudas que me planteáis nada más llegar al curso.

Termloplásticos

Una cosa debéis de tener clara cuando empezáis a trabajar con materiales novedosos y es que esto requiere práctica. Una vez que llegáis a casa con toda la información hay que ponerse a trabajar y practicar, crear y mejorar nuestra destreza para utilizar ese nuevo material. Porque, amigos, esto es cuestión de práctica, nadie nace sabiendo.

Y en relación a las preguntas te  tengo que decir que con el termoplástico podrás hacer lo que quieras, proyectos que antes tenías aparcados por falta de conocimientos o porque pensabas que tenía un nivel muy avanzado para vosotros. Ya sabes: práctica, práctica y práctica.

En cuanto al tema de crear bases, por supuesto que puedes hacerlas con el termoplástico, todo dependerá del tipo de pieza que quieras realizar, el peso que vaya a tener, quien lo vaya a utilizar, el acabado que estés buscando, etc, etc.

No siempre es recomendable hacer la base de termoplástico, o al menos yo así lo considero. Repito dependerá del tipo de pieza a crear.

La pregunta que siempre se hace en todos los cursos es: ¿puedo forrar el termoplástico de tela? POR SUPUESTO, podéis forrarlo de lo que queráis: tejido piel, plumas, cristales, perlas, etc. Como siempre la imaginación es la que pone los límites.

Y la pregunta que más me gusta: ¿Seré capaz de sacarle partido cuando no tenga tu ayuda?

No me gusta que nadie se infravalore bajo ningún concepto. Si yo puedo hacerlo, tú también puedes. No lo dudes jamás. Solo necesitas saber la técnica y practicarla.  Además, yo siempre estoy al otro lado para solucionar las dudas que te surjan cuando empieces a practicar tu solo, los que habéis asistido a mis cursos ya lo sabéis.

Cuando vayas trabajando todas las técnicas el proceso se acabará interiorizando de tal forma que lo harás de forma natural, sin pensarlo y tú mismo verás la evolución que habrá entre tu primera pieza y la quinta. Te lo aseguro.

Así que, no tengas miedo al termoplástico porque le vas a coger el gusto antes de lo que piesas.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies