Tronchón o el arte del sombrero olvidado

Fotografía: http://aragonsevillatallerhistoria.blogspot.com/2014/03/el-cachirulo.html

 

En nuestro país han existido tradiciones que con el paso del tiempo se han ido perdiendo. Es una pena enorme ver como oficios artesanales, entre otras cosas, han caído en el olvido e incluso algunos ni hemos llegado a conocerlos. Ese es el caso de lo que voy a contar hoy aquí:

El sombrero de Tronchón.

Tronchón es un pueblo situado en Teruel en la Comarca del Maestrazgo, muy conocido por su queso y antaño por sus sombreros.

Antiguamente se fabricaban los sombreros “bastos” y los “finos” siguiendo una serie de técnicas artesanales que no voy a describir.

El origen de estos sombreros se remonta aproximadamente al año 1711 cuando el rey encargó a los artesanos de la localidad la elaboración de sombreros para él mismo.

Pero lo realmente interesante de este sombrero no es el sombrero en sí mismo sino la forma en que se realizaba el fieltro del que está fabricado. Algo que ahora mismo se está intentando recuperar ya que en la actualidad este oficio ha desaparecido por completo en la zona.

Yo os podría contar paso a paso como se realizaba todo este proceso pero me parece mucho más lícito y más interesante remitiros a la web de Tronchón donde explican, incluso con nombres y apellidos, el proceso completo con todo lujo de detalles.

Qué mejor fuente que los propios habitantes del pueblo recordando a sus antepasados.

Esperemos que este oficio y todo este proceso se recupere y consigamos que no caiga en el olvido para siempre.

Actualmente la sombrerería ha cambiado muchísimo si la comparamos con estas piezas antiguas. Solo tenéis que ver las colecciones de sombreros y tocados para tener una perspectiva de este arte.